Los lentes intraoculares (LIO) son dispositivos que se implantan en el ojo, usualmente para reemplazar el cristalino porque éste se ha opacificado (catarata), o como una forma de cirugía refractiva para cambiar el poder óptico del ojo (miopía, astigmatismo, hipermetropía o presbicia).

Los LIO son pequeños lentes de plástico, con brazos laterales llamados hápticas, para sostener la óptica dentro del ojo. Anteriormente, los LIO se fabricaban con un material rígido llamado PMMA (Poli Metil Meta Acrilato), ahora se fabrican con materiales mas suaves de silicón y acrílico que permite plegarlos y adicionarle otras características de esfericidad y protección ultravioleta para el ojo.